Carta de una mamá para quienes aún sueñan con su milagro de amor 

Hoy cierro un año en el cual viví momentos de plena felicidad, pero también de inmensa angustia y temor. El 2020 quizás no fue el año que pensé ideal para hacer realidad el sueño de lograr mi embarazo, pero sin duda alguna aprendí que los tiempos de Dios son perfectos y que, en medio de tantas situaciones complejas en el mundo, logré hacer realidad el deseo que por más de tres años anhelé con todo mi corazón: ser mamá.

Escribiendo esta carta recordé los diciembres de los años 2018 y 2019; nunca me hizo falta nada material, siempre el árbol estuvo lleno de regalos, y la noche de año nuevo tuve la fortuna de compartirla con mi familia, pero ¿por qué me sentí tan sola, tan triste y tan desorientada?

Sé que no es fácil aceptar consejos cuando el corazón se rompe a pedacitos con cada negativo, pero hoy, después de tres años de búsquedas y de pérdidas, quiero decirles a todas aquellas mamás de corazón que aún no logran su milagro de amor, que disfruten cada día y que valoren la vida.

Nos pasamos toda la etapa de tratamiento y búsqueda del embarazo, sumergidos en un sueño profundo que nos nubla el aquí y el ahora, alejamos a quienes solo quieren vernos bien porque nos aferramos a un deseo que solo entiende nuestro corazón, y nos sentimos solos porque ese ser que día a día imaginamos aún no llega.

Pero ¿por qué no cambiar la mirada y disfrutar de cada momento? Sé que no es fácil, pero ahora, después de todo lo que viví para llegar a este momento que sé que tantas anhelan, quiero compartirles un mensaje desde el corazón que estoy segura les ayudará a recibir el 2021 de la mejor manera y agradeciendo por cada oportunidad que la vida nos da para seguir recorriendo el camino en búsqueda de un positivo.

1.No desistas en la búsqueda de tu sueño, pero tampoco olvides que tu realidad es el motor para continuar.

2.Aférrate a ese deseo, pero también a quienes te acompañan en cada paso y pueden darte la fuerza que a veces nos hace falta.

3.Disfruta el aquí y el ahora. No sabes qué te tiene preparado el futuro, pero no hay mayor regalo que el estar vivos y deleitarnos con cada momento.

4.Llena de amor tu corazón y aleja los malos pensamientos. Una actitud positiva te ayudará a entender que no todo está en tus manos, y que, a veces, hay que simplemente aceptar y continuar.

¡No te desanimes! Hoy, con 4 meses de embarazo y llena de miedos diferentes (como tener a mi bebé sano, controlar las hormonas, controlar mi ansiedad), te digo que no hay mejor manera de iniciar el año que agradeciendo por cada proceso que la vida nos hizo vivir. Es una fortuna y bendición recibir el 2021 con salud y amor, y si de algo estoy segura, es que a todas aquellas personas que atravesamos caminos de infertilidad, tenemos una recarga de fe, amor, esperanza e ilusión.

¡FELIZ AÑO! Esta noche cerraré mis ojos y pediré al universo que el próximo año seas tú quien mire al cielo, toque su barriguita y agradezca por cada momento vivido.

._.

Sedes INSER:

  • Medellín: Tel. +57(4) 268 80 00
  • Bogotá: Tel. +57(1) 746 98 69
  • Pereira: Tel. +57(6) 340 17 09
  • Cartagena: Tel.+57(5) 693 0434
  • Nuestros especialistas en Manizales: Tel.+57(6) 8962220